archivo

Archivos Mensuales: febrero 2010

Desde hoy mismo puede descargarse, gratis, Inercia Snuff, uno de mis últimos trabajos.

Porno Snuff, neo-bucolismo y metanarrativa en una especie de EP literario a base de cinco microrrelatos, empaquetado y servido con instrucciones por Nanoediciones:

Nanoediciones se pretende la mínima expresión editorial. Textos minúsculos listos para imprimir en un único DINA4 y con instrucciones de plegado para darle forma de diminuto nanovolumen.

Imprimid, doblad y, si gustáis, extended la epidemia.

Estoy trabajando en algo grande. Muy grande. Que tiene muchísimo que ver con esto:

Look at me, I’m as helpless as a kitten up a tree;
And I feel like I’m clingin’ to a cloud,
I can’ t understand
I get misty, just holding your hand.
Walk my way,
And a thousand violins begin to play,
Or it may be the sound of your hello,
That music I hear,
I get misty, whenever you’re near.
You can say that you’re leading me on
And it’s just what I want you to do,
Don’t you notice how hopelessly I’m lost?
That’s why I’m following you.
On my own,
When I wander through this wonderland alone,
Never knowing my right foot from my left
My hat from my glove
I’m too misty, and too much in love.
Too misty,
And too much…
In love…..look at me….

Cualquier excusa es buena para ahogarse en Ella Ftzgerald.

OK…

Antifuente ya no es (sólo) el título de mi antología.

Porque Antifuente es también el nombre del flamante subcampeón argentino en categoría libre de Sumo Robot. Y eso está bien. Muy bien. Me hace sentir orgulloso, de alguna extraña e impropia manera.

Además, por lo visto el puto cacharro es famoso en su círculo, y hasta tiene grupo de fans propio en Facebook.

Os dejo pues aquí, por aquello de darle al César lo que es del César, unas sobrecogedoras imágenes del tercer round de la semifinal del séptimo Torneo Nacional de Robótica de Bahía Blanca (Buenos Aires), en el que Antifuente despliega todas sus habilidades de combate para humillar a su oponente:

Si es que el inconsciente colectivo es raro de cojones y da miedo y establece sincronías capaces de alegrarle la tarde al más obtuso…

PD: felicidades desde aquí al blog de Sincriterio, que ayer cumplió cuatro años. Keep on fuckin´, jefe.

Se supone (y digo se supone porque… bueno, en este mundillo, ya se sabe…) que hoy sale a la venta el nuevo libro de Sergio Parra, Venus Decapitada. Y yo, que lo leí antes que nadie, puedo asegurar con mucho más conocimiento de causa que cualquiera, que mola. Mola mucho. Un artefacto entre el Fight Club de Palahniuk (aunque, a mi entender, bastante mejor escrito) y la Poppy Z. Brite más chunga. Lo que debería ser un buen Best-Seller, si acaso un Best-Seller puede ser bueno en alguna medida. Un libro que puede entenderse como “de género”, o no, pero que precisamente por eso es incuestonable y fresco y raro y precioso y…

Lo dicho, mola mucho. Y, si no fuese un libro, editado además por una editorial minúscula, haría correr montones de esos proverbiales ríos de tinta que parecen ser el único motor cultural hoy en día. Si no estuviésemos hablando de un puñado de hojas cosidas y a rebosar de palabras a las que no hay más cojones que armarse de paciencia y prestarles atención para entender algo, si estuviésemos hablando de una serie de televisión o de una película, hoy mismo habríamos visto publicadas las más variopintas reacciones a su incendiario contenido en multitud de medios, la fotografía de su autor aparecería en vuestro diario gratuito preferido y alguna que otra asociación bienintencionada (feministas, defensores de la familia, folladores políticamente correctos… elegid una, cualquiera, y os aseguro que en Venus Decapitada se puede encontrar algo que ofenda a sus miembros) estaría ya afilando los cuchillos para despellejar a todo el que se atreva a defender al pobre engendro. Sí, lástima que sea un libro y que, de forma del todo injusta, vaya a quedarse en poco y sólo acabemos comentándolo los cuatro de siempre.

Pero los que nos dedicamos a esto somos medio gilipollas (perdona, Sergio, pero sabes que es verdad…), por lo que seguimos insistiendo y dando codazos y… bah, yo qué sé… igual esta vez hasta acaba sonando la flauta y todo… El caso es que, para el lanzamiento del libro, se han habilitado los ya casi obligatorios gimmicks promocionales, que os dejo por aquí a continuación…

La impagable nota de prensa:

Este lunes día 15 de febrero, tras la resaca del Día de San Valentín, sale a la venta la última novela de Sergio Parra.

Posiblemente la novela más machista y misógina que hayas leído nunca. ¿O quizá es todo lo contrario?

Sergio Parra nos conduce desde un punto de vista alternativo y polémico por los recovecos de las relaciones sentimentales, los corazones rotos, la pornografía, la guerra de sexos, el chantaje emocional, los penes de plástico, las dosis milimetradas de bromuro, las páginas centrales del Playboy, el carmín rojo pasión y los coches-polla, todo ello sazonado con la conspiranoia más desatada.

La Primera Guerra Sexual está a punto de estallar. Escoge un bando y lucha por tu sexo. ¿Compradicción o fútbol? ¿Erección o menstruación? ¿Sistema límbico o neocórtex? ¿XX o XY? ¿Pene o vagina? ¿Testosterona o estrógenos? ¿Ba-bla-bla o Grrr? ¡Tú eliges!

El tráiler:

Y, por supuesto, la página web que centraliza todo el asunto de la promo, y en la que se pueden chequear los puntos de venta:

Un gran libro, de verdad, que no se puede dejar perder.